Web adaptada al móvil: más móviles que cepillos de dientes

Comenzamos con un dato que seguro os llamará la atención: son más en España las personas que tienen móvil que las que se lavan los dientes diariamente.

Que los dispositivos móviles están revolucionando nuestro día a día no es nada nuevo y, sin embargo, sorprende que apenas el 90 por ciento de las webs están preparadas para verse en dichos dispositivos. Con “están preparados para verse en dichos dispositivos” no solo nos referimos al diseño de la web sino también a cómo se ofrece la información al usuario.

Son muchas las webs que están diseñadas en formato “web responsive”, es decir, que la web se adapta a dispositivos móviles y a los que no lo son y este tipo de diseño es el más común debido a la comodidad que supone el hacer una web que pueda visualizarse en varios formatos.

En este artículo, sin embargo, nos vamos a centrar exclusivamente en las webs diseñadas para dispositivos móviles, que si bien obliga a tener dos webs diferentes (una para los dispositivos móviles y otra para las que no lo son), la experiencia de usuario con este tipo de webs al visualizarse a través de los dispositivos móviles es ciertamente superior.

Las características de  las webs que se diseñan exclusivamente para los dispositivos móviles han de ser las siguientes:

1.- La web ha de cargar rápido, el diseño ha de ser ágil. El 75 por ciento de los usuarios abandonan la web si esta tarda más de 5 segundos en cargarse.

2.- El mensaje ha de ser claro. En estos dispositivos móviles tenemos que centrarnos en una idea y siempre hay que tener en cuenta las dimensiones de la pantalla, pantalla que es vista por el usuario en la mayoría de los casos cuando está en movimiento. Esta movilidad de los usuarios cuando están mirando la web en el dispositivo móvil hacen que sus acciones sean más directas e inmediatas.

3.- La navegación ha de ser simple e intuitiva.

4.-Tiene que ser fácil hacer clic con el pulgar incluso para las personas con las manos grandes.

5.- El contenido ha de ser fácil de ver y cómodo para la vista, incluso en lugares con poca luz.

6.- La web ha de funcionar en todos los dispositivos móviles.

7.- Tiene que ser fácil para el usuario ponerse en contacto con el dueño de la web a través, por ejemplo, del “clic to call” (botón de llamada telefónica a través de la pantalla de la web).

8.- Si lo que mostramos en la web es un negocio físico, este ha de poder ser encontrado por el usuario fácilmente, es la geolocalización a través del GPS.

El 50 por ciento de las búsquedas en España se realizan con dispositivos móviles. ¿No es este un dato lo suficientemente relevante como para pensar seriamente en tener nuestra web diseñada para que se pueda ver y pueda dar información  en este tipo de formato?

Comments are closed.